Las conclusiones del estudio revelan una reducción del 60 % en los costos de las soluciones heredadas y una reasignación del 40 % de los empleados de tiempo completo a iniciativas empresariales de valor agregado. 

Modernizar los entornos de TI y trasladar las cargas de trabajo a la nube es una de las máximas prioridades de organizaciones de todo el mundo. Pero ¿cuáles son exactamente los beneficios que se pueden obtener y cómo se pueden cuantificar? ¿Cuál es el mejor enfoque y cuáles son las variables que modifican el rumbo de un proyecto y determinan, en última instancia, si tiene o no éxito? Son preguntas clave que merecen que se las considere seriamente. 

Red Hat y Microsoft le encomendaron a Forrester Consulting que los ayudara a cuantificar los beneficios de ejecutar Red Hat Enterprise Linux (RHEL) en Microsoft Azure. La consultoría Total Economic Impact™ (TEI) de Forrester elabora un análisis de justificación del valor empresarial para ayudar a las organizaciones a comprender el impacto financiero de una inversión en una tecnología determinada. El riguroso marco de análisis de costos y beneficios que proporciona el TEI concentra las futuras tecnologías, la flexibilidad empresarial y los riesgos asociados. 

El estudio completo incluye información específica sobre cómo la combinación de Red Hat Enterprise Linux y Microsoft Azure proporciona beneficios únicos que no se encuentran en todas las nubes públicas ni en cualquier distribución de Linux.  

Tras invertir en Red Hat Enterprise Linux en Microsoft Azure, los entrevistados señalaron que sus organizaciones implementaban una infraestructura de nube híbrida que les permitía aprovechar los beneficios tanto de la infraestructura local como de los servicios de nube, al mismo tiempo que mantenían el control de los datos y las aplicaciones críticos por medio de una herramienta común.  

En general, las conclusiones del estudio revelan una reducción del 60 % en los costos de las soluciones heredadas y una reasignación del 40 % de los empleados de tiempo completo a iniciativas empresariales de valor agregado para una organización compuesta representativa de los clientes entrevistados. El estudio profundiza en las medidas y las decisiones específicas que se adoptaron estratégicamente a fin de compensar la inversión para migrar a la nube, que incluyeron nuevos enfoques para tareas que exigen mucho tiempo y la reevaluación de la necesidad de contar con escalabilidad. 

LAS CIFRAS DE RHEL EN MICROSOFT AZURE 

-Un 85 % menos de tiempo de inactividad por interrupciones.  

-Un 80 % menos de gastos de los centros de datos 

– Un 60 % menos de costos de las soluciones heredadas 

– Un 40 % de reasignación de empleados de tiempo completo a iniciativas empresariales de valor agregado.  

Jeremy Winter, vicepresidente corporativo de Azure Cloud Native de Microsoft, comentó:  «Nuestros clientes en común anhelan que generemos alianzas estrechas. Ese es el motivo por el que Microsoft y Red Hat ofrecen diversas opciones para ejecutar cargas de trabajo de Linux en diferentes entornos, como en modo local, en el edge o en otros proveedores de nube. Microsoft y Red Hat han estado desarrollando en conjunto varias soluciones que aprovechan las capacidades y fortalezas particulares de ambas plataformas. Red Hat Enterprise Linux constituye la base de todo lo que hacemos juntos». 

Microsoft Azure genera ahorros significativos al reducir la dependencia del centro de datos de una organización. El estudio mostró una reducción del 85 % en el tiempo de inactividad y del 80 % de los gastos del centro de datos para una organización compuesta representativa de los clientes entrevistados. Uno de los beneficios más importantes de migrar a la nube es la reducción de los gastos de infraestructura. Al trasladar las aplicaciones y el almacenamiento de datos a la nube, las organizaciones pueden eliminar los costos relacionados con el mantenimiento y las actualizaciones de hardware. Otros beneficios incluyen ahorros en la continuidad del negocio, una reducción de gastos del centro de datos y la reasignación de personal a iniciativas de valor agregado. 

Gunnar Hellekson, vicepresidente y director general de la unidad de negocios Red Hat Enterprise Linux de Red Hat dijo que: «Las cargas de trabajo de Red Hat funcionan sumamente bien en Azure gracias a nuestra estrecha colaboración de ingeniería, nuestra atención al cliente integrada y las opciones de licencia flexibles, como Azure Hybrid Benefit for Linux que permite a los clientes ejecutar cargas de trabajo de Red Hat en Azure según sus propias condiciones. Una vez que presentamos nuevas imágenes de Red Hat Enterprise Linux, se publican casi instantáneamente en Azure Marketplace». 

Uno de los beneficios particularmente valiosos de usar RHEL en la nube híbrida es Red Hat Insights, la herramienta de rendimiento y análisis que viene incluida al elegir RHEL. Esta herramienta permite a los clientes utilizar el mismo conjunto de herramientas para administrar entornos de centro de datos y de nube y ayuda a reducir las tareas operativas complejas. Insights utiliza análisis predictivos basados ​​en décadas de experiencia para identificar, priorizar y corregir riesgos de seguridad y rendimiento.  

Las iniciativas comunes que las organizaciones eligen para dar el primer paso incluyen la migración de cargas de trabajo locales de Red Hat Enterprise Linux a Azure, la migración desde distribuciones de Linux, como CentOS Linux, y la estandarización en Red Hat Enterprise Linux en Azure para simplificar los entornos de TI; y, en última instancia, proyectos de modernización y automatización. 

Shares: