LG Electronics (LG) está realizando una inversión estratégica para acelerar el avance de sus capacidades en robótica de servicios, una nueva área de negocio clave de la empresa.  Para esto, LG ha suscrito un acuerdo de compra de acciones para adquirir una participación en Bear Robotics, una destacada startup con sede en Silicon Valley especializada en robots de servicio autónomos impulsados por IA, mediante una inversión de 60 millones de dólares.

En lugar de buscar rendimientos a corto plazo, esta inversión estratégica tiene por objeto reforzar la cartera de LG para el crecimiento a largo plazo. Una vez cerrada la compra de acciones, la empresa poseerá la mayor parte de las acciones de Bear Robotics en solitario. 

En CES 2024, el CEO de LG, William Cho, había hablado de esas posibles inversiones de capital, declarando: «En el mercado de la robótica de servicios, nos estamos centrando principalmente en áreas como la entrega y la logística. Sin embargo, estamos considerando cuidadosamente las direcciones futuras, manteniendo abierta la posibilidad de inversiones de capital o fusiones y adquisiciones.»

Fundada en 2017 bajo la dirección de su CEO, John Ha, antiguo ingeniero de software sénior y jefe técnico de Google, Bear Robotics ha obtenido reconocimiento por sus robots de reparto en interiores impulsados por IA que atienden a los mercados de Estados Unidos, Corea del Sur y Japón. La empresa cuenta con un equipo de ingenieros cualificados, entre ellos su cofundador y director técnico, con experiencia en destacadas empresas tecnológicas. Bear Robotics llama la atención por su experiencia en la creación de plataformas de software de robótica de servicios, tecnología de gestión de flotas de robots y soluciones de control basadas en la nube. 

Liderar el cambio a la robótica definida por software y mejorar la sinergia en el negocio de los robots

LG se está preparando para una transición hacia la robótica definida por software (SDR), un cambio del énfasis en el hardware al software, similar a lo que se ha observado en la industria de la movilidad. En previsión del crecimiento futuro, la empresa se ha comprometido a desarrollar robots de servicio escalables en una plataforma de software de arquitectura abierta para poder atender a una variedad de entornos, reconociendo la importancia crítica de estandarizar las plataformas de robots autónomos basados en IA. En este sentido, LG considera esta inversión estratégica como una oportunidad fundamental para impulsar sus capacidades de negocio robótico.

Con años de experiencia en el negocio de los robots, LG ha acumulado conocimientos en el despliegue de soluciones robóticas en diversos espacios comerciales como aeropuertos, hoteles, restaurantes, hospitales, tiendas minoristas, museos, almacenes inteligentes y campos de golf. LG dispone de una planta dedicada a la producción de robots de servicio en el LG Future Park de Gumi y cuenta con capacidades de primer orden en la gestión de la calidad, la cadena de suministro y los servicios al cliente. 

Combinando el talento mundial de Bear Robotics en I+D y su experiencia en plataformas de software con sus propios puntos fuertes, LG pretende encabezar los esfuerzos de estandarización de plataformas robóticas para reducir significativamente los costes de entrada en el mercado, mejorando así la eficiencia operativa y fomentando las sinergias. «Al igual que Android revolucionó la era de los smartphones, las plataformas abiertas estandarizadas son esenciales para la activación del mercado de los robots», señaló John Ha, CEO de Bear Robotics.

Trazar el rumbo del crecimiento futuro en el mercado de la robótica de servicios

En los últimos años, LG ha reasignado estratégicamente recursos hacia sectores de alto crecimiento para el futuro, en consonancia con la dinámica del mercado y la importancia estratégica de sus modelos de negocio. La inversión en Bear Robotics personifica la dedicación de LG a acelerar el avance de su sector de robots de servicios, un componente fundamental de su estrategia de crecimiento futuro.

LG ha estado fomentando su negocio de robots como uno de sus pilares futuros. Desde el despliegue de robots guía en el Aeropuerto Internacional de Incheon en 2017, ha introducido progresivamente soluciones a medida para diversos entornos comerciales, que abarcan funciones de entrega y desinfección. Desde el año pasado, LG ha buscado activamente la expansión en mercados internacionales como Estados Unidos, Japón y el Sudeste Asiático.

Se espera que el mercado de la robótica de servicios experimente un rápido crecimiento, impulsado por el rápido avance de tecnologías como la IA y la comunicación. A escala mundial, se prevé que el mercado crezca de 36.200 millones de USD en 2021 a 103.300 millones de USD en 2026.

El año pasado, LG dio a conocer su Visión de Futuro 2030, en la que esbozaba su objetivo de convertirse en una empresa de soluciones inteligentes para la vida que pueda conectar y ampliar sin fisuras las experiencias de los clientes en diversos ámbitos, como el hogar, el comercio, la movilidad y los espacios virtuales. En línea con esta visión, LG aspira a alcanzar el objetivo del «Triple Siete»: una tasa media de crecimiento y un beneficio operativo del siete por ciento o más, junto con un valor de empresa que se traduzca en un ratio EBITDA del siete.

«A medida que el mercado de robots de servicio entra en un período de crecimiento, esta inversión de capital contribuirá significativamente a asegurar una ‘Winning Competitive-edge’ para la compañía», enfatizó Lee Sam-soo, Chief Strategy Officer de LG Electronics. «Desde una perspectiva a medio y largo plazo, trataremos de desarrollar nuestro negocio de robots para convertirlo en un nuevo motor de crecimiento, explorando diversas oportunidades a través de la integración de tecnologías de vanguardia como la IA incorporada y la manipulación robótica.»

Shares: