TECNAUTAS

Detalles de Killer Klowns From Outer Space: The Game

 Detalles de Killer Klowns From Outer Space: The Game

Luis Daniel Zambrano, Director Creativo y co-fundador del estudio colombiano Teravision Games, y el Director Ejecutivo Randy Greenback (Friday the 13th: The Game) han revelado en una reciente entrevista interesantes detalles sobre el gameplay del esperado Killer Klowns from Outer Space: The Game, que llegará a PC y consolas a principios de 2023 de la mano de la publicadora Good Shepherd Entertainment.

En cada partida habrá siete supervivientes y tres payasos o asesinos que se disputarán la victoria a lo largo de 20 minutos o menos. Los payasos ganan capturando a la mayoría (o a todos) los humanos, incluyendo los personajes no jugadores (NPC), y los supervivientes tienen tres maneras de vencer: huyendo del mapa, salvando a la mayoría de la población antes de que se acabe el tiempo, o boicoteando la nave espacial de los asesinos para convertirse así en los cazadores.

Cuanto mayor sea la cantidad de supervivientes, más sinergias, estrategias y trampas que montar tendrán los payasos. Los asesinos, al ser varios, no tienen tanta responsabilidad individual y pueden divertirse causando el caos aunque no sean especialmente buenos. Además, la existencia de varios payasos evita esos momentos habituales en los títulos de terror asimétrico en los que el asesino tiene que ir constantemente por el escenario detrás de los supervivientes: al haber varios asesinos, se pueden sincronizar para rodear a los humanos.

Terror

Los payasos reviven indefinidamente, aunque con cada muerte tardan más en reaparecer, por lo que tampoco pueden permitirse ir de forma descuidada. Los humanos, por su parte, tienen reapariciones limitadas. Concretamente, las mismas que supervivientes NPCs queden en el mapa: los humanos tendrán que proteger a los 25 personajes no jugadores repartidos por el escenario no solo para ganar la partida, sino porque si mueren revivirán como uno de ellos (adoptando su clase); por supuesto, los payasos tendrán como prioridad acabar con esos NPC para restar vidas a los oponentes, aunque los personajes no jugadores huirán e intentarán protegerse en cuanto vean a uno de los asesinos.

Cada partida promete ser distinta no solo por estas dinámicas, sino porque el juego no te dice exactamente lo que tienes que hacer para ganar. Por ejemplo, una de las maneras de obtener la victoria como superviviente supone buscar por el escenario tarjetas e ítems para acceder a la carpa de los payasos (realmente una nave espacial camuflada), hackearla, desactivar paneles, exponer el núcleo y destrozarlo. De ese modo, las tornas cambian y los payasos se convierten en los objetivos a cazar por parte de los humanos.

Por el lado de los payasos, hay diversas clases: tanques, muy rápidos, versátiles… Así hasta llegar a cinco. Lo interesante es que, aunque todos comparten un arma estándar que va encerrando a los humanos en un capullo con el disparo continuado, cada uno de ellos tiene un arma o habilidad única, algunas de ellas sacadas de la película y otras creadas para la ocasión.

Contenido relacionado